¿Por qué al ayuntamiento de Sant Antoni le disgusta tanto el turismo británico?

Las nuevas ordenanzas de ruido para San Antonio significan que todos los bares y clubes en el área de West End deben cerrar antes de las 3 de la madrugada y las terrazas deben retirarse antes de las 12:00 de la medianoche. Esto solo se aplica al West End, que ocupaca unas pocas manzanas, pero constituye el corazón del “casco antiguo” de Sant Antoni.

Para que la nueva ley se apruebe lo más rápido posible antes del verano de 2018, el Consejo de coalición tripartito ha designado al área del West End como una “zona de protección acústica especial” debido a los altos niveles de ruido durante el verano.

El West End y San Antonio dependen en gran medida del turismo británico, alrededor del 75% de todos los turistas que visitan el pueblo son británicos y muchos son jóvenes de entre 18 y 25 años que viven su primera estancia en el extranjero atraídos por su sol, reputación, clubes y los nombres más importantes en la música de baile. Llegan a Sant Antoni porque cumple todos los requisitos para su edad y presupuesto, y muchos regresan una y otra vez.

San Antonio siempre ha sido una puerta de entrada para este tipo de turistas, aquellos que no pueden pagar las grandes opciones de dinero que otros resorts e islas ofrecen. Siempre ha sido así porque esto es lo que ofrecen los hoteles locales. San Antonio solo tiene tres hoteles de 4 estrellas en todo el pueblo y esto se refleja en el tipo de turismo que viene aquí. A pesar de que los hoteles locales han invertido en reformas durante los últimos 15 años, todavía están a un millón de millas de ser calificados como de “clase mundial”.

Así que a menos que en los próximos 10 años se abran una serie de resorts de playa de 5 estrellas, Sant Antoni seguirá ofreciendo el mismo tipo de habitaciones a precios razonables que atraen a un cierto grupo demográfico, el mismo grupo demográfico que Valdés y sus caballeros de diversión politica claramente nobquieren. Incluso si las grandes cadenas de hoteles quisieran crear un país de las maravillas de 5 estrellas, el gobierno isleño socialista tiene una prohibición de construcción vigente, por lo que no se construirá nada en los próximos años y actualmente se tardan más de 2 años en solicitar y obtener una licencia para reformar un hotel.

Para aquellos que vienen a Sant Antoni y no tienen dinero para reservar mesas VIP en los súper clubes de Ibiza, el West End ofrece bebidas y luces brillantes que son un faro de diversión a un precio muy razonable. Amarlo o detestarlo, siempre ha tenido un lugar en la dinámica de la Isla … hasta ahora.

En los últimos años es triste decirlo, pero el West End se ha derrumbado rápidamente, degenerando rápidamente en un ghetto donde rara vez se ve a la policía dejando un vacío sin ley. El hecho de que el West End no se haya controlado a sí mismo ha resultado en 4 problemas principales:

1. Los operadores de bares sin escrúpulos y sus relaciones públicas forzando acuerdos de bebidas baratas a jóvenes ingenuos que terminan en estado de embriaguez.

2. Las prostitutas organizadas en cada esquina que molestan a los transeúntes y roban a los que están demasiado borrachos como para darse cuenta o defenderse.

3. Las mismas pandillas de carteristas que esperan cerca de la parada de Taxi todas las noches se aprovechan de los turistas jóvenes que acaban de pasar un buen rato.

4. Los vendedores de gafas ahora están vendiendo gas de la risa a jóvenes ingenuos, aunque es ilegal las autoridades locales no parecen demasiado interesados ​​en abordar el problema.

Sin embargo, estos asuntos no son diferentes a muchos otros resorts mediterráneos que no hacen frente a los delincuentes e infractores. El vicealcalde Valdés ha declarado la guerra a los bares del West End y penalizará a los turistas que los frecuentan y disfrutan, la mayoría de los cuales son británicos.

Al Sr Valdés claramente no le gusta el turismo que en San Antonio ha prosperado durante décadas y ha utilizado las quejas de los residentes ‘147’ para justificar sus acciones. Dejenme que profundice un poco: 147 residentes que viven en un área que es famosa por los bares y lo ha sido durante casi 50 años. 147 residentes en una ciudad que depende 100% del turismo. 147 residentes que necesitan protección pero también que viven en medio de un pueblo fantasma durante 7-8 meses al año. Su petición de solo 170 firmas se ha tomado más en serio que las 1300 presentadas por los empresarios y las mías, más de 2000, pidiendo acción contra los agresivos vendedores callejeros, ni siquiera recibí una respuesta.

Realmente ya está casi todo inventado, pero esa es la contradicción de Sant Antoni, Ayuntamiento que constantemente muerde la mano que lo alimenta y que anhelan a esas familias ‘agradables’ y parejas de mediana edad / ancianos que eligen visitar Santa Eulalia por 4-6 meses al año.

Mientras Sr Valdés enfoca su ira en los turistas británicos, sacrificando el disfrute de los jóvenes y arruinando los medios de subsistencia de muchos honestos dueños de bares (españoles y extranjeros), los verdaderos criminales no han sido mencionados, así que estarán libres para deambular y hacer sus malas acciones con muy poca presencia policial.

Esto es imperdonable: este Ayuntamiento a quien le encanta quitar pero no devolver nada. 147 residentes pueden verse afectados por el ruido extra durante 4 meses, pero ¿cuántos turistas jóvenes se ven afectados semanalmente por los delincuentes indisputados? Me imagino a muchos más de 147, pero no son votantes, y probablemente estaban ebrios y se lo ” merecían ” a los ojos de este equipo de gobierno.

Sin duda, Sant Antoni necesita una limpieza y ese es el trabajo del equipo de gobierno elegido, pero debería empezar por abordar los problemas reales primero en lugar de centrarse en negocios legítimos construidos durante décadas, que emplean a muchos y aportan al pueblo . Sant Antoni tiene muchos problemas que deben abordarse, pero unos cuantos decibelios adicionales durante 4 meses al año no son el verdadero problema aquí.

Published by

Martin Makepeace

Englishman living and working in Ibiza since 1991. Entrepreneur with a passion for villas, boats, sunsets and San Antonio. Owner of Ibiza Property Shop and Ibiza Speedboats.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s